Frases de F. Scott Fitzgerald

Siempre estaba dispuesto a echar una mano al que estaba más alto que él

Libros

Relacionados