Frases de Miguel Hernández

Entre las flores te fuiste. Entre las flores me quedo

Despedida

Cada día lo desea más mi sangre y se me agranda de amor y se me desbanda, y no llego a comprender por qué no lo he de querer si el corazón me lo manda

Amor

Desperté de ser niño. Nunca despiertes. Triste llevo la boca. Ríete siempre. Siempre en la cuna, defendiendo la risa pluma por pluma

Alegría

Adiós, hermanos, camaradas y amigos. Despedidme del sol y de los trigos

Despedida

El hambre es el primero de los conocimientos: tener hambre es la cosa primera que se aprende

Aprender

Una gota de pura valentía vale más que un océano cobarde

Valentía

No hay extensión más grande que mi herida, lloro mi desventura y sus conjuntos y siento más tu muerte que mi vida

Sentimiento

Hambrientamente lucho yo, con todas mis brechas, cicatrices y heridas, señales y recuerdos del hambre, contra tantas barrigas satisfechas: cerdos con un origen peor que el de los cerdos

Hambre

Pero el silencio puede más que tanto instrumento

Silencio

No me llaga ningún mal ni ninguna cuerda rota: lo que tu atención hoy nota fue siempre en mí natural

Indiferencia

Relacionados