Frases de Tomás de Kempis

Necesario es que tengas verdadero desprecio de ti mismo, si quieres vencer la carne y la sangre. Porque aún te amas muy desordenadamente, por eso temes sujetarte del todo a la voluntad de otros

Sacrificio

Busca siempre el lugar más bajo, y estar debajo de todos

Sacrificio

Recuerda los padecimientos graves de otros, para que sufras con más facilidad los pequeñísimos tuyos

Sufrimiento

¿Podrá el barro tener orgullo contra el que lo plasmó?

Varios

Del desordenado amor y vano temor nace todo el desasosiego del corazón y toda distracción de los sentidos

Amor

Sé previsor, vela en la oración, humíllate en toda ocasión

Sacrificio

¡Qué vida ésta en que no faltan tribulaciones y miserias, en que hay emboscadas y enemigos por doquier!

Vida

Si tienes afecto desordenado a los bienes presentes, perderás los ternos del cielo

Cielo

La sabiduría no sirve de nada si tú no la diriges

Sabiduría

Cuando goces de la gracia, recuerda qué miserable y débil sueles sentirte

Adversidad

Relacionados