Frases de William Shakespeare

Antes de nada sé verídico para contigo mismo. Y así, tan cierto como la noche sigue al día, hallarás que no puedes mentir a nadie

Verdad

Quien se eleva demasiado cerca del sol con alas de oro las funde

Ambición

El precio de las cosas debería depender de su mérito, jamás de su epíteto

Economía

Nunca hay pecado en seguir la propia vocación

Deseo

El único bien que no puede sernos escamoteado es el placer de haber hecho una buena acción

Bien

No hay tinieblas sino en la ignorancia

Ignorancia

El hombre sin espíritu musical y que no se conmueve con la armonía de dulces sonidos, es capaz de todas las triciones, insidias y latrocinios

Arte

Los que no saben gobernar, que obedezcan

Gobierno

Sabes que has tenido un padre... ¡Que tu hijo pueda reconocer también lo mismo!

Familia

La autoestima no es tan vil pecado como la desestimación de uno mismo

Amor

Relacionados