Frases de San Bernardo

A los viejos les espera la muerte a la puerta de su casa; a los jóvenes les espera al acecho

Muerte

El desconocimiento propio genera soberbia; pero el desconocimiento de Dios genera desesperación

Desesperación

Nada puede hacerme daño excepto yo mismo; el mal que me agobia lo llevo conmigo y jamás sufro realmente sino por mi culpa

Maldad

La novedad es madre de la temeridad, hermana de la superstición e hija de la ligereza

Cambio

Relacionados